Chajarí
20°
Despejado

El secretario de Agricultura y Ganadería de la provincia brindó detalles acerca del alcance de la medida que busca reducir el impacto de la sequía en los productores.

En el marco de la Emergencia Agropecuaria que decretó el gobernador Bordet en Entre Ríos por los daños que causó la sequía en el campo entrerriano, el secretario de Agricultura y Ganadería de la provincia, Lucio Amavet, brindó precisiones acerca de la medida.

«En concreto, se va a deferir el primero y segundo anticipo del Impuesto Inmobiliario Rural, que los productores van a pagar en tres cuotas mensuales a partir del 15 de enero», dijo a AHORA este miércoles.

Además, «cuando la Provincia homologue con el Gobierno nacional, se van a diferir los impuestos nacionales que atañen al sector productivo», sostuvo el funcionario.

También, «se están gestionando distintas líneas de financiamiento entre el Estado provincial y nacional, con subsidios de tasas, con importes rotatorios para los productores de menos escala que no tienen acceso al crédito, de modo que puedan recuperar rápidamente su capital de trabajo, continuar la producción y evitar el quebranto», añadió Amavet.